¿Por qué la carne de vacuno es beneficiosa y debemos incluirla en nuestra dieta?

El pasado mes de mayo se celebró el Día Mundial de la Nutrición, en el que el objetivo es promover e impulsar hábitos alimentarios saludables. Precisamente, esa fue la fecha elegida por la asociación PROVACUNO -Organización Interprofesional de la Carne de Vacuno- para transmitir a la población las cinco razones fundamentales por las que una dieta equilibrada debe incluir la carne de vacuno. En este post nos hacemos eco de esta información porque  -como por otro lado es lógico en nuestro caso- compartimos plenamente la visión de Provacuno, y estamos convencidos de los beneficios que proporciona la carne de vacuno en la alimentación, más aún cuando hablamos del emblema de la casa: La Ternera Charra con Marca de Garantía.

carne de vacuno

En numerosas ocasiones, en este blog os hemos ofrecido recetas, trucos, consejos o recomendaciones sobre cómo conservar, congelar, elegir y preparar la carne de vacuno. Hoy nos centramos en esas cinco razones, que esgrime Provacuno, por las que debemos incluir carne de vacuno en nuestra alimentación:

Cinco razones para consumir carne de vacuno

  1. Es una fuente indudable de hierro, beneficioso para el ser humano, sobre todo para los niños y mujeres embarazadas. Aunque aporta diversos minerales, sobre todo destaca por su contenido en hierro y el 58% es del denominado “hierro hemo, biodisponible y fácilmente absorbible en el intestino y muy necesario para evitar la anemia”.
  1. Es un alimento rico en vitaminas, como las del grupo B - B3, B6 Y B12-, necesarias para metabolizar grasas y proteínas, para el buen funcionamiento del sistema nervioso, el sistema inmunitario y para combatir la fatiga. En concreto, la B12 “solo podemos obtenerla de alimentos de origen animal y se relaciona con la producción de glóbulos rojos y de nuevos tejidos”.
  2. Seguridad: Los animales que se comercializan en nuestro país siguen un sistema de “trazabilidad exhaustiva, que permite seguir el itinerario de cada uno de ellos y conocer dónde están en todo momento para garantizar su control de calidad y la seguridad a lo largo de todo el proceso de producción y comercialización”. Por ejemplo, en el caso de la ternera que ofrecemos en Carnicería Pedro Rivas, está avalada por la Marca de Garantía Ternera Charra, un sello de calidad para proporcionar un nivel superior de confianza al consumidor final.
  3. Estamos ante un producto imprescindible en la Dieta Mediterránea. Los expertos y autoridades europeas de salud pública recomiendan “un consumo de carne de hasta 3-4 raciones semanales, en piezas de unos 125 gramos”, más o menos 70 gramos al día porque con ellos se “garantiza la ingesta de proteína de alto valor biológico necesaria para el crecimiento, el mantenimiento y la reparación de los tejidos corporales”. En este apartado, Provacuno destaca la ternera “puesto que la carne de vacuno es más digerible y puede cocinarse de diferentes maneras, con multitud de preparaciones y recetas: en guisos, en la sartén, cocinada en la parrilla o asada al horno”. Claro, aquí nosotros volvemos a barrer para casa y traemos de nuevo a colación la calidad de nuestra magnífica Ternera Charra certificada, que se sacrifica antes del año de crianza y se alimenta durante todo su crecimiento con leche materna y recursos naturales. El momento de sacrificio y la crianza de los animales es determinante para su buena composición nutricional.
  4. Finalmente, la carne de vacuno es especialmente atractiva por su calidad, jugosidad y exquisitez: El “Estudio de opinión sobre la imagen y los hábitos de consumo de la Carne de Vacuno”, elaborado por Sigmados, arroja datos interesantes como que el “75% de los españoles valora positivamente la carne de vacuno, lo cual se traduce en que sea la carne preferida por más españoles”. Es un alimento que permite muchas elaboraciones y es muy agradecido en la cocina y posteriormente en la mesa. (Pásate por nuestro recetario y verás que platos más ricos encuentras)

carne de vacuno

Hasta aquí el resumen que te hacemos de la información difundida por Provacuno, quién además recuerda que “en España, todo el sector de vacuno de carne trabaja bajo los requerimientos del modelo de producción europeo que marca la UE y, que es el más exigente y más garantista del mundo en cuanto a sanidad animal, seguridad alimentaria y bienestar animal”.

 

Compartir